Para la mayoría, ser el descendiente de una figura política tan importante como lo fue su padre implica que Juan Guillermo tenga el camino hacia la música allanado. Nada más alejado de la verdad.