Francisco Pérez Tamayo o Frank Fernández, como se le conoce artísticamente, se considera por la crítica especializada como uno de los cinco mejores pianistas del mundo y es distinguido como Artista Steinway.

Frank Fernández

Frank Fernández

Nacido el 16 de mayo de 1944 en Mayarí, este excelente músico, prolífero compositor y consagrado maestro, comenzó a tocar con solo 4 años de edad. La madre, percibiendo sus dotes artísticas, se convirtió en su primera maestra e iniciadora de una larga y fructífera carrera.

El prestigio que ha alcanzado se sustenta en la versatilidad, el esfuerzo y la consagración al arte. Y es que Frank Fernández, se pasea de lo clásico a lo popular, pero además funge como profesor, orquestador, investigador, compositor y promotor cultural.

No por gusto, en sus más de 44 años de vida artística, la crítica especializada lo ha calificado como “un ser tocado por la divinidad”.

El fenómeno Frank Fernández es irrepetible

Simultáneamente al conocimiento de Mozart, Beethoven, Chopin y otros clásicos universales, Frank Fernández se ha nutrido de la riqueza artística de cubanos como Sindo Garay, Pepe Sánchez, Manuel Corona y Miguel Matamoros, y esta comunicación con el arte musical, sin diferencias escolásticas entre lo culto y lo popular, representa la génesis de su arte.

Más de 34 países de Europa, Asia y América Latina, lo han aclamado por sus trepidantes y apasionadas ejecuciones, y ha actuado como solista en más de 100 orquestas sinfónicas del mundo.

Entre los sucesos más destacados en su carrera sobresalen:

  • Presentación en Tokio (1992). Se consideró uno de los momentos culturales más importantes de ese año en tierra nipona.
  • Invitado especial a la Galas 50 Aniversario de la UNESCO en París y Global Panel en Holanda.
  • Primer pianista cubano que actuó en la Gran Sala del Conservatorio Tchaikovski de Moscú.

Merecidas condecoraciones

Sería difícil enumerarlas todas, pero, entre las más destacadas están:

  • Doctor Honoris Causa en Arte, conferida por el Instituto Superior de Arte en Cuba.
  • Orden Félix Varela de Primer Grado.
  • Medalla Alejo Carpentier y por la Educación.
  • Premio Praga de Oro.
  • Premio Nacional de Música por la obra de toda la vida.

Una mirada a su amplia discografía

En su catálogo aparecen más de 650 obras distribuidas entre ballets, coros, sinfonías y bandas sonoras para el cine, la televisión y la radio, y posee más de un centenar de registros discográficos: Danzas de Cervantes, Lecuona-Gershwing, La Gran Rebelión, Bach-Chopin, Beethoven-Schuman, Lecuona-Cervantes, Todo Mozart, Cubano Universal y Amor y Dolor.

Como productor, intérprete y arreglista, ha colaborado con músicos de la talla de Silvio Rodríguez, Adalberto Álvarez y Anabel López.

Me preparo como si fuera a debutar

En una de sus más recientes entrevistas, Frank Fernández expresó: “no creo que la técnica de un artista pueda estar separada de su espiritualidad, no confío en el virtuosismo y me preparo todos los días como si cada presentación fuera mi debut”.

¡Qué modestia y entrega! No es por gusto que sus prodigiosas manos, sobre el teclado, logran convertir cada noche en un canto de amor sublime, te envuelven en la soledad, la nostalgia, la añoranza y luego, de pronto, te enamoran y te hacen sentir como el único espectador de la sala. Eso solo lo logran los grandes y Frank Fernández es y será uno de ellos.

Si quieres conocer más sobre música, no olvides suscribirte a nuestro portal. Y, por favor, ayúdanos a promover la buena música compartiendo este artículo en tus redes sociales.

Phone: +53 7 878 15 86
Calz de Ayestarán between Santa Ana and Ave. Independencia. (Paradero #124).
Havana, Cuba