Moraima Secada, la cuarta d'Aida - Havana Music School

Cuando se habla acerca del feeling en Cuba el nombre Moraima Secada siempre sale a relucir.

Su timbre emocional, que tanto contrastaba con su forma de comunicarse con el público, hizo de esta excelente cantante una de las preferidas de los asiduos del teatro.

La Morita

moraima-secada

Moraima Secada

María Micaela Secada Ramos nació en Santa Clara el 10 de septiembre de 1930. Unos años después, se mudó para La Habana con sus padres. Una vez en la capital, la pequeña participó en el popular programa La Corte Suprema con la canción Valencia. Aquel fue un pasodoble de José Padilla Sánchez que le valió el primer galardón en el concurso.

Su incursión en el mundo de la canción continuó en las peñas de Jorge Mazón, iniciador del feeling en la isla, y en el callejón de Hamel junto a Ángel Díaz. Muy pronto pasa a formar parte de la Orquesta Anacaona, una de las agrupaciones femeninas más destacas de Cuba.

Como miembro de esta popular agrupación realiza viajes por Venezuela, Haití y Santo Domingo. Fue una gira que pondría en el mapa la novedad de las orquestas femeninas, de la que Cuba fue pionera.

El Cuarteto Las D’Aida

El afamado cuarteto Las D’Aida fue el momento cúspide de la carrera artística de Moraima Secada. Aida Diestro, en 1952, une a Elena Burke, las hermanas Portuondo (Haydée y Omara) y a Moraima Secada y forma el famoso cuarteto que pasaría a la historia como una de las mejores agrupaciones femeninas de Cuba.

Con Las D’Aida viaja por México, Argentina, Uruguay, Chile, Estados Unidos y Puerto Rico. Graba con la orquesta de Chico O´Farrill, reconocido jazzista. La fama del cuarteto llevó a sus integrantes a compartir escenario con artistas de la talla de Edith Piaf, Rita Montaner, Benny Moré y Bola de Nieve.

Aida Diestro fue una escuela para Moraima Secada. Según opinión de la propia artista, con ella aprendió a dominar por completo su voz, su armonía y afinación. Su formación proveniente de los cantos eclesiásticos se combinaba con su capacidad de armonizar los ritmos cubanos e internacionales, para conformar una melodía que hacía que el público espectador se levantara de sus asientos.

Carrera como solista

Después de ocho años en el cuarteto, Moraima Secada se acompañó por un tiempo por Los Bravos, reconocido grupo santiaguero. Ya en 1962 pasa a integrar el Cuarteto de Meme Solís, con el que había trabajado anteriormente.

Su carrera en solitario estuvo marcada por su participación en el Festival Internacional de la Canción de Varadero y en el Adolfo Guzmán. Se presentó, en mayo de 1972, en el Amadeo Roldán junto a la Orquesta Cubana de Música Moderna.

En 1979, viaja a México con Elena Burke y Omara Portuondo y trabaja en el programa Nostalgias, en remembranza de los años como cuarteto. Las cantantes se unen nuevamente en 1983 para estrenar Amigas, de Alberto Vera. Esta popular descarga musical ha sido recientemente cumplimentada por Lizt Alfonso, que montó un espectáculo donde la música y el baile rinden justo homenaje a las artistas.

Canciones como Perdóname conciencia o Mil congojas fueron popularizadas por Moraima Secada. También interpretó temas de Channy Chelacy, con el que compartió sus últimos años. La muerte de su esposo, durante el atentado al avión de Barbados, la sumió en una tristeza perenne.

Moraima Secada muere en La Habana el 30 de diciembre de 1984, producto de una enfermedad hepática.

Si quieres conocer más sobre música cubana, no olvides suscribirte a nuestro portal. Y, por favor, ayúdanos a promover la buena música compartiendo este artículo en tus redes sociales y dejándonos un comentario.

Phone: +53 7 878 15 86
Paradero #124 (Ayestarán e/ Boyeros y Santa Ana)
La Habana, Cuba