Escribir la historia reciente de la música popular cubana es imposible sin hacer referencia a Polo Montañez.

Sin haber estudiado música, el pinareño tenía una capacidad extraordinaria para asimilar los sonidos de la música cubana, en especial el son.

En lo profundo de Sierra del Rosario en Pinar Río, nació Fernando Borrego Linares el 5 de junio de 1955. Aunque llamado por ese nombre muy pocos serían capaces de reconocerlo, pues es conocido por todo el pueblo cubano y el mundo como Polo Montañez.

Del monte salió y a las estrellas llegó

polo-montañez

Polo Montañez

Polo nació en el seno de una familia muy humilde, donde su padre era carbonero. A pesar de ello la música no faltó a su alrededor, pues su padre animaba con el acordeón las fiestas familiares. Según el propio Polo, en su casa siempre se escucharon los programas musicales que se transmitían por radio. Así conoció (y aprendió) las canciones de conocidos cantantes como José José o Nicola di Bari.

Con solo siete años se inició como músico. Al lado de su padre comenzó a tocar la tumbadora en las fiestas de la familia. Con el paso del tiempo se interesó más por los instrumentos de cuerda y comenzó a tocar la guitarra.

En 1972 deja el poblado natal, Cañada del Infierno y se muda a Las Terrazas. En esa época se formó una pequeña “orquesta” con miembros de su familia, en el que cantaba y tocaba la guitarra. En 1973 compuso su primera canción, a la que siguió otras más. Pero todas estas composiciones terminaban encajonadas porque no las consideraba valiosas.

En la década del 90 se inicia de manera “profesional” en la música. Conforma un conjunto propio, en el que canta, toca la guitarra y el tres. El acoplamiento del grupo era tal que la música de las canciones se componía solo siguiendo el ritmo de la voz de Polo.

La formación musical de Polo no iba más allá de escuchar a sus familiares tocar en fiestas, así como la música escuchada en la radio. Sin embargo, era capaz de asimilar perfectamente los sonidos distintivos de la música cubana, y mezclándolos con otros ritmos creó un sello particular.

Como salido de la nada

Mientras Polo tocaba con su grupo en el Complejo Las Terrazas, coincidió con un directivo del sello LUSÁFRICA, quien le propuso grabar varios discos.

De esta forma apareció el disco Guajiro Natural en el 2000. Pero Polo no fue profeta en su tierra, pues fue en Colombia donde causó furor, ganando un disco de platino. Luego de este éxito internacional es que comienza a conocerse en Cuba.

En 2002 apareció su segundo disco Guitarra Mía, que volvió a encabezar las listas de éxitos en Cuba y otros países latinoamericanos. Su fama lo llevó a recorrer varios países de América y Europa, además de compartir escenarios con artistas de la talla de Rubén Blades y Gilberto Santa Rosa.

En noviembre de 2002 sufrió un trágico accidente de tránsito donde encontró la muerte. Sin embargo, su música no ha quedado en el olvido. Así lo muestra uno de los más recientes éxitos de Marc Anthony, que lleva la letra del genial Polo.

Si quieres conocer más sobre música cubana, no olvides suscribirte a nuestro portal. Y, por favor, ayúdanos a promover la buena música compartiendo ese artículo en tus redes sociales.

Add Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Phone: +53 7 878 15 86
Paradero #124 (Ayestarán e/ Boyeros y Santa Ana)
La Habana, Cuba