No puede hablarse del danzón sin sacar a relucir a la personalidad de Barbarito Diez. Figura emblemática de este género, supo poner bien en alto a la música cubana allí donde se presentase.